Guerra fría y el dominio asiático

El suvenir más socorrido en este mundial son las mascadas anaranjadas, con el nombre del país sede.
El souvenir más socorrido en este mundial son las mascadas anaranjadas, con el nombre del país sede.
Rotterdam (ANN).- El Mundial de Rotterdam ha sido un campeonato exigente tanto para los equipos grandes como aquellos que buscan abrirse paso en la élite.

No sólo se trató  del dolor de las lesiones sino también de la competencia en el terreno del honor, pues Estados Unidos, por ejemplo, no pudo conseguir la medalla de oro.

En la primera contienda que repartió metales, las damas de Rusia se adjudicaron de manera dramática el primer lugar. Rusia ganó por cuestión de décimas la medalla de oro, al contabilizar una nota de 175.397, mientras que Estados Unidos terminó con 175.196 para quedarse con la plata.

El tercer lugar fue para China, que ganó el bronce en grupo, con un total de 174.781 unidades. Pero, esto no fue todo.

En la competencia varonil, los norteamericanos se vieron ausentes del podio, el cual se repartió entre China, Japón y Alemania para adjudicarse el oro, la plata y el bronce.

El seleccionado Chino se llevó el oro con una nota general de 274.997, mientras que los japoneses totalizaron 273.769 para culminar con la plata. El bronce fue para los alemanes, con 271.252.

Se esperaba que el equipo de las barras y las estrellas tuviera un desempeño espectacular, sobretodo con muchachos de la talla de Jonathan Horton y del cubanoamericano Danell Leyva, quien participaría sólo en dos aparatos: el piso y los anillos.

Los estadounidenses terminaron con 268.012 para quedarse en el cuarto sitio, superando a los franceses, que terminaron con 263.468 en el quinto sitio dentro de la segunda jornada de finales.

Léa también

La nueva normalidad de los deportes

Por Andrés Mauricio Torres/Account Executive at SAS Desde hace tiempo, la tecnología se ha venido …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *