Practica actividad física

  • Ejercitar paulatinamente incrementar las posibilidades de recuperar el peso ideal.
    Ejercitar paulatinamente incrementar las posibilidades de recuperar el peso ideal.

    Practicar actividad física bajo supervisión médica e instructores disminuye el riesgo de sufrir lesión en articulaciones, músculos y tendones

*Estilo de vida sedentario predispone enfermedades crónicas como obesidad, hipertensión, diabetes, osteodegenerativas y metabólicas

Miguel Ángel Ocegueda Sosa indicó que tanto el deportista de fin de semana como aquellas personas que hacen ejercicio como propósito de año nuevo están expuestos a graves daños.
Miguel Ángel Ocegueda Sosa indicó que tanto el deportista de fin de semana como aquellas personas que hacen ejercicio como propósito de año nuevo están expuestos a graves daños.

Al tomar la decisión de practicar algún deporte o iniciar actividad física requiere de compromiso y la orientación de expertos para lograr que los resultados esperados se obtengan mediante metas razonables y sin consecuencias para la salud.

Miguel Ángel Ocegueda Sosa, cirujano ortopedista de la Coordinación de Educación del Hospital General Regional (HGR) número 2 Villa Coapa, del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), indicó que tanto el deportista de fin de semana como aquellas personas que hacen ejercicio como propósito de año nuevo están expuestos a graves daños.

Lesiones en músculos, articulaciones, desgarres, fisuras, fracturas y la ruptura de tendones que comprometen la funcionalidad y productividad de las extremidades son las principales consecuencias que pueden sufrir, sobre todo, quienes realizan ejercicio tres o menos veces a la semana o con estilo de vida sedentario, resaltó.

El especialista recordó que la obesidad es un problema de salud que aqueja a la población debido a la falta de ejercicio que conlleva complicaciones tales como diabetes, hipertensión y enfermedades osteodegenerativas, entre otras.

Señaló que a partir de los 30 años, las personas deben practicar una prueba de esfuerzo para determinar la actividad adecuada a su estilo de vida, ya que el ejercicio debe ser programado y bien dosificado.

Ocegueda Sosa recomendó comenzar con rutinas ligeras aeróbicas como caminata de 15 minutos y cada dos o tres días aumentar cinco minutos, sobre todo si no se ha tenido actividad en un buen tiempo.

Practicar bicicleta estática o al aire libre, natación y baile de salón también son ideales para quienes inician o retoman actividad física, debido a que implican poco impacto a las articulaciones.

En los gimnasios es necesario recurrir con el instructor o alguna persona que asesore para llevar una rutina sin predisponerse a lesiones, toda vez que el rendimiento y esfuerzo varían entre cada persona, de acuerdo a sus condiciones de salud, detalló.

El cirujano ortopedista reiteró la importancia de acudir a sus Unidades de Medicina Familiar para que el nuevo deportista reciba orientación integral; es decir que además de conocer la actividad física adecuada a su estilo de vida, también lleve a cabo una alimentación balanceada.

Todo ello, añadió, incrementará las posibilidades de lograr el objetivo de bajar de peso, recuperar la condición física y, sobre todo, mejorar el estado de salud al disminuir los riesgos de sufrir alguna enfermedad crónico-degenerativa. Lograr metas programadas a diferentes plazos, dijo, motivará a la persona para continuar con el nuevo estilo de vida saludable.

Léa también

La nueva normalidad de los deportes

Por Andrés Mauricio Torres/Account Executive at SAS Desde hace tiempo, la tecnología se ha venido …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *