Dramático 106-105 de Warriors; habrá 6º. Juego

Golden State Warriors venció 106 a 105 a Toronto Raptors y esquivó la bala que podría haber terminado las Finales en favor de los canadienses. Foto: NBA

TORONTO, Canadá.- En noche que quedó eclipsada por la grave lesión de Kevin Durant, Golden State esquivó la bala en el último segundo y ahora la serie regresa a Oakland para el último juego de la historia del Oracle Arena. Toronto desperdició una oportunidad de oro en la última posesión.

Qué partidazo. Esa es la frase que le cabe a la noche del lunes, donde Golden State Warriors venció 106 a 105 a Toronto Raptors y esquivó la bala que podría haber terminado las Finales en favor de los canadienses. Ahora, la serie está 3 a 2 en favor de los Raptors y vuelve a Oakland para el Juego 6.

Stephen Curry y Klay Thompson sacaron la cara por sus compañeros. Entre ambos sumaron 57 puntos (Curry 31, Klay 26) y 12 triples, cuatro más de lo que tuvieron los Raptors en toda la noche. Y cuando más quemaba la pelota, cuando su temporada estaba en la línea, cuando su dinastía estaba contra las cuerdas luego de que Kawhi Leonard anotara 10 puntos seguidos, Steph empató el marcador y Klay lo remató. “Son el dúo más letal de la historia”, sentenció Steve Kerr.

Fue una noche donde realmente pasó de todo. Kevin Durant volvió a jugar después de su lesión en el Juego 5 frente a Houston Rockets en Semifinales y en 12 minutos había logrado impactar de manera brutal en el partido: tuvo 11 puntos (3 de 3 en triples), 2 rebotes, una asistencia y un tapón. Pero en apenas un poco más de dos minutos del segundo cuarto ocurrió lo que nadie quería: Durant se resintió de la lesión y tuvo que ser retirado de la cancha, donde se fue en muletas directo a la resonancia magnética. Un emocionado Bob Myers, General Manager de Golden State, confirmó lo peor post partido: Durant se lastimó el tendón de Aquiles.

Stephen Curry y Klay Thompson sacaron la cara por sus compañeros. Foto: NBA

Kawhi Leonard había tenido un partido relativamente discreto: ingresó al último cuarto con 16 puntos y 0 de 5 en triples. Pero en una mini racha que parecía terminar con la temporada 2018-19, Leonard anotó 10 unidades en cuatro posesiones consecutivas y puso a su equipo arriba por seis, algo que como ya dijimos más arriba, fue eliminado por los Splash Brothers.

La gran diferencia

20 a 8 en triples. 60 a 24 en puntos. Así fue la tremenda diferencia entre los Warriors (20 de 42, 47,6%) y los Raptors (8 de 32, 25%) desde el perímetro. A pesar de que Toronto lideró en puntos desde la pintura, puntos en contraataque y puntos desde la banca de suplentes. Pero nada fue suficiente para revertir el daño sufrido a la distancia.

Un torbellino al inicio

Lowry dispara buscando la canasta. Foto: NBA

Los Warriors anotaron 19 puntos en las primeras 10 posesiones. Durant, Thompson y Curry anotaron 36 de los primeros 39 puntos del partido, incluyendo un 7 de 11 en triples (sumado uno de Draymond Green). Allí sacaron una diferencia

Un tiempo fuera… raro

Cuando el partido estaba 103 a 97 a favor de los Raptors, tras 10 puntos consecutivos de Kawhi Leonard, con todo el momentum del Scotiabank Arena de pie y con apenas 3 minutos y cinco segundos restantes para el final, Nick Nurse tomó la decisión de pedir un minuto fuera. ¿Qué pasó luego? Una racha de 9-0 en favor de los Warriors terminó decidiendo el match y enviando la serie de vuelta a Oakland. Se hablará mucho de este timeout de Nurse, del cual el entrenador dijo que lo tomó para “darle descanso a sus jugadores”.

Golden State también sufrió la pérdida de Kevon Looney al agravarse su lesión en la clavícula

Los Warriors le sacaron 12 triples de diferencia a los Raptors. Es la segunda mayor cantidad en la historias de las Finales.

Thompson y Curry anotaron o asistieron en 77 de los 106 puntos de los Warriors. Sus 57 puntos combinados son la tercera mejor marca en Finales.

Lesión de Kevin Durant

Kevin Durant cayó y salió de la cancha. Foto: NBA

De la alegría al dolor en pocos minutos. Golden State Warriors se ilusionó de cara al Juego 5 porque Kevin Durant pudo regresar a la acción tras dejar atrás su lesión en el gemelo derecho sufrida en las Semifinales del Oeste ante Houston Rockets. Pero, en el comienzo del segundo cuarto, el alero de los de Oakland se resintió y abandonó el encuentro.

A 9m46s del final del periodo, KD intentó una penetración y cayó rápidamente al suelo, tomándose la zona de la lesión y generando un hueco profundo en los Warriors. Se levantó lentamente y se retiró con asistencia rumbo a los vestuarios.

Kevin Durant es auxiliado al momento de retirarse lesionado. Foto: NBA

La vuelta venía siendo genial. Durant había anotado sus dos primeros lanzamientos (ambos triples) y se mostró activo y con movilidad en defensa. En 12 minutos en cancha, llevaba 11 puntos (3-3 triples, 2-2 libres), 2 rebotes y un tapón. Cuando salió, los Warriors estaban 39-34 arriba.

La información oficial del equipo indica una lesión en la parte baja de su pierna derecha y, obviamente, no regresó al partido. Este martes le realizarán estudios para conocer el grado del problema. KD se fue del estadio en muletas y con una bota en la zona, acompañado por el GM Bob Myers.

 

 

 

Léa también

Kevin Durant se perderá juego ante Raptors

Por VICTOR M. RODRIGUEZ OCADIZ Oakland, California.- Por si fuera poco, la mala suerte persigue …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *