Amalia Pérez, por su 6ª. medalla en Tokio 2020

“Estoy muy emocionada, motivada, siento que estaré al tú por tú con las mejores y por supuesto quiero hacer una buena representación para mi país”. Fotos: gob.mx

La tricampeona paralímpica de para powerlifting, Amalia Pérez Vázquez, retomó entrenamientos en el Centro Nacional de Desarrollo de Talentos Deportivos y Alto Rendimiento (CNAR), con miras a la Copa Mundial Dubai 2020, último filtro a Tokio 2020, que se realizará del 14 al 20 de abril, en Emiratos Árabes Unidos.

“Estoy muy emocionada, motivada, siento que estaré al tú por tú con las mejores y por supuesto quiero hacer una buena representación para mi país y quiero que México se sienta orgulloso”, señaló la tetracampeona de Juegos Parapanamericanos en levantamiento de pesas.

Sobre el proceso a Juegos Paralímpicos Tokio 2020, Amalia detalló que el Comité Paralímpico Internacional (IPC) estableció varios filtros.

“Pidieron alrededor de cuatro o cinco campeonatos en el ciclo paralímpico, los cuales ya pasamos, al igual que el seguimiento de WADA (Agencia Mundial Antidopaje, por sus siglas en inglés) y estar dentro de las seis mejores del mundo”, señaló la pesista de silla de ruedas.

En su caso, la poseedora de tres preseas doradas y dos medallas de plata de Juegos Paralímpicos, cerró el año con dos clasificaciones posibles.

“Hasta ahora estoy en la categoría de hasta -55 kilogramos y en la de hasta -61, planeamos tomar la decisión definitiva de en cuál categoría me quedo, en el mes de abril, previo a Dubai, pero en la que se decide, me toca dar el máximo de mí y afortunadamente me siento en las mejores condiciones y muy inspirada para volver a buscar nuevas marcas”, destacó la capitalina.

A pesar de sus buenos resultados, Amalia no echa las campanas al vuelo, pues reconoció que todos los rivales son fuertes.

“Lo principal es ir paso a paso, ir firmes, seguros, no confiarme y, sobre todo, mantener las expectativas de estar en el podio, buscaremos las mejores posibilidades para cerrar con broche de oro el ciclo Tokio 2020”, compartió la atleta considerada como la máxima exponente del para powerlifting en México.

Por el momento, Amalia continuará con sus entrenamientos divididos entre el Centro Paralímpico Mexicano (CEPAMEX) y el CNAR, bajo la supervisión de su entrenador y esposo, Enrique Alvarado, quien trabaja con un grupo de deportistas elite y juveniles.

Léa también

La nueva normalidad de los deportes

Por Andrés Mauricio Torres/Account Executive at SAS Desde hace tiempo, la tecnología se ha venido …