Bloqueo 2 Vs. 1

Raúl Mateos estaría en el staff de coacheo de las Águilas Blancas.
Raúl Mateos estaría en el staff de coacheo de las Águilas Blancas.

* Probable staff de lujo
en las Águilas Blancas

* Premios ostentosos en
el Súper Tazón

* Reconocimientos a
grupos de animación

Por Ricardo García Estrada

Héctor “troni” López Magaña, entrenador en jefe de las Águilas Blancas del IPN, tiene entre sus planes contar con un equipo de asistentes de lujo, pero será la máxima autoridad del IPN la que diga la última palabra al respecto.

Erick Strevel sería coordinafor ofensivo.
Erik Strevel sería coordinador ofensivo.

Su grupo de posibles auxiliares estaría formado a la ofensiva por Erik Strevel, coordinador; Sergio Olvera, backfield; Alejandro Zárate y Alejandro Galán, línea; Raúl Mateos, quarterbacks y Martín Zúñiga, receptores.

En la defensiva: Martín Cavia, coordinador; Rodolfo “burger” Moreno, línea; José Luis Caballero, linebackers y Fernando Álvarez, profundos. Se trata de hombres que fueron ejemplo de disciplina y pundonor.

El nuevo mandamás de las Águilas Blancas confía que con esos asistentes más pronto que tarde éstas volverán a las grandes cimas, aunque no será precisamente de la noche a la mañana. Mientras tanto, el coach López continúa supervisando la preparación de sus equipos de categorías intermedia y mayor.

Vale la pena ganar el Súper Tazón

Eli Manning, mariscal de campo de los Gigantes, fue el Jugador Más Valioso del XLVI Super Bowl.
Eli Manning, mariscal de campo de los Gigantes, fue el Jugador Más Valioso del XLVI Super Bowl.

Los jugadores de los Gigantes de Nueva York, triunfadores en el Súper Tazón XLVI al derrotar a los Patriotas de Nueva Inglaterra (21-17), el 5 del corriente en Indianápolis, obtuvieron atractivos y envidiables estímulos.

Cada uno de ellos se hizo merecedor a un anillo de oro con diamantes cuyo valor es de 5 mil dólares. Además, es probable que incrementen su cuenta bancaria con un premio en efectivo superior a los 80 mil dólares.

Cada jugador de Gigantes se hizo merecedor a un anillo de oro con diamantes cuyo valor es de 5 mil dólares.
Cada jugador de Gigantes se hizo merecedor a un anillo de oro con diamantes cuyo valor es de 5 mil dólares.

En la edición anterior de este clásico de invierno, los jugadores de los Empacadores de Green Bay, verdugos de los Acereros de Pittsburgh (31-25), se embolsaron nada menos que 83 mil dólares.

Por lo que respecta al “Jugador Más Valioso” del Súper Tazón XLVI, Eli Manning, quarterback de los Gigantes, ganó un auto deportivo convertible de casi 70 mil dólares.

El auto Corvette convertible que le fue otorgado a Eli Manning.
El auto Corvette convertible que le fue otorgado a Eli Manning.

Asimismo, ya debe estar adornando las vitrinas del club el trofeo “Vince Lombardi”. Este galardón, identificado con ese nombre en honor del coach que ganó al frente de los Empacadores las dos primeras ediciones del Súper Tazón (1967 y 68 al superar a los Jefes de Kansas City y Raiders de Oakland, 35-10 y 33-14, respectivamente), es de plata y tiene un valor de 25 mil dólares.

Con su reciente éxito, los Gigantes sumaron cuatro logros en el Súper Tazón. Los otros tres se los adjudicaron en las ediciones XXI (les ganaron 39-20 a los Broncos de Denver, en Pasadena, California-1987), XXV (20-19 a los Bills de Buffalo, en Tampa, Florida-1991) y XLII (17-14 también a los Patriotas, en Phoenix, Arizona-2008). En este último, Manning fue electo por primera vez “Jugador Más Valioso”.

Al fin, se acordaron de ellos

Mario “Moy” Aragón (con bastón en mano) escucha la lectura de su semblanza a cargo de Mario Zavala, en presencia de Pepe Garfias, Jorge Delgado, Gonzalo “Doppy” Dávila y Agustín Pimentel, entre otros ex integrantes de la Porra Universitaria.
Mario “Moy” Aragón (con bastón en mano) escucha la lectura de su semblanza a cargo de Mario Zavala, en presencia de Pepe Garfias, Jorge Delgado, Gonzalo “Doppy” Dávila y Agustín Pimentel, entre otros ex integrantes de la Porra Universitaria.

Los integrantes de grupos de animación deportiva, o porras, pocas veces han sido distinguidos en el futbol americano, no obstante su condición de “jugador número 12” en este deporte y por la animación que le inyectan desde las tribunas a los futbolistas y a sus escuadras.

Uno de los primero grupos de animación que surgió aquí en la ciudad de México fue la Porra Universitaria, en 1942, gracias al entusiasmo del doctor Luis “Palillo” Rodríguez (+) y la colaboración de Manuel “Angelillo” Vázquez, por aquellos aaños liniero de los pumas y su capitán en 1948.

Rodríguez y el ingeniero Francisco “Ciego” Ortiz (+), primer director de la Porra del IPN, fueron los primeros personajes de estas agrupaciones en ser reconocidos oficialmente. Eso ocurrió en diciembre de 2009 cuando la Confederación Deportiva Mexicana (Codeme) abrió las puertas de su Salón de la Fama para incluir los nombres de ambos.

El pasado 15 de diciembre el mismo reciento admitió a otro par de animadores de los emparrillados: el licenciado Gonzalo “Doppy” Dávila y la francesa Christiane Magnani, hoy de Alemán, conocida en el cine mexicano como Christiane Martell.

“Moy” y “Doppy”, frente a la tribuna universitaria del estadio de la CU esperaban el momento de dirigir un “Goya”, en el clásico entre las selecciones del IPN y la UNAM de 1996. La trayectoria de ambos fue reconocida en fecha reciente por ex jugadores de las Iguanas del Internado del IPN.
“Moy” y “Doppy”, frente a la tribuna universitaria del estadio de la CU esperaban el momento de dirigir un “Goya”, en el clásico entre las selecciones del IPN y la UNAM de 1996. La trayectoria de ambos fue reconocida en fecha reciente por ex jugadores de las Iguanas del Internado del IPN.

Ex jugador de los Canarios de la Prepa Uno en categorías juvenil e intermedia en su época de estudiante, Dávila fue el segundo director general en la historia de la Porra Universitaria con la que se relacionó desde 1954, año de su ingreso a la prepa, convirtiéndose en director general entre1959 y 67, designación que contó con la venia de los doctores Nabor Carrillo Flores y Javier Barros Sierra, entre otros rectores de la UNAM.

Al igual que su antecesor Luis Rodríguez, “Doppy” acompañó varias veces a los Pumas a sus compromisos en Estados Unidos, y en uno de esos viajes recibió las llaves de la ciudad de los Ángeles, California, en ceremonia organizada por el alcalde local.

En la época de “Doppy”, la Porra Puma solía respaldar a otros deportistas en competencias relevantes, como a Raúl “Ratón” Macías (+), ex campeón mundial de peso gallo, y otras figuras o equipos de prestigio.

En el beisbol, los Diablos Rojos designaron al licenciado Gonzalo Dávila director general de su porra, integrada entre 1962 y 68 por estudiantes universitarios y simpatizantes del equipo.

En el caso de Christiane Magnani, su relación con la Porra Universitaria surgió cuando “Palillo” la invitó a ser madrina de los Pumas en un clásico y más adelante la convenció para unirse a la Porra México que animó a nuestros deportistas en los Juegos Panamericanos de 1955, escenificados en esta metrópoli.

Eso no fue todo porque el pasado 7 de enero la Asociación de Ex Jugadores del Equipo “Iguanas” del Internado del IPN, que preside el entusiasta Flavio Durón, distinguieron a quienes militaron en la Porra del IPN, UNAM y Universidad Autónoma Chapingo, entre 1960 y 72.

En medio del tradicional “Huelum”, “Goya” y “Jaurijú”, Durón hizo entrega de galardones a las siguientes personas del grupo de animación guinda y blanco: Silvia Cervantes, Gabriela Guerrero, Herlinda y Rosa María Nava; Luis Felipe “pollo” del Portillo, Jesús Haro, Noé Silva…

Por la UNAM al propio Gonzalo Dávila, la periodista María de los Ángeles Escandón y el arquitecto Mario “Moy” Aragón; así como a Ariana de Iturbe y Raquel Moreno por parte de Chapingo.

Los nombres de Luis Rodríguez (segundo de la izquierda) y Francisco Ortiz (con lentes oscuros) ingresaron al Salón de la Fama de la Codeme en 2009. Esta gráfica corresponde al homenaje que le organizó a Manuel Neri el grupo de animación que encabezaba “Palillo”.
Los nombres de Luis Rodríguez (segundo de la izquierda) y Francisco Ortiz (con lentes oscuros) ingresaron al Salón de la Fama de la Codeme en 2009. Esta gráfica corresponde al homenaje que le organizó a Manuel Neri el grupo de animación que encabezaba “Palillo”.

Los ex jugadores de las iguanas comentaron que el Internado del IPN fue cuna de profesionistas y jugadores ejemplares, como Ramiro “Tigre” Medina, Cándido y Antonio Trapero, Eduardo Tapia y Gildardo San Martín, por citar a unos cuantos.

Por último, el 28 de enero “Doppy” y su agrupación homenajearon a su camarada Mario Aragón, alumno de la primera generación de la Preparatoria Cinco “José Vasconcelos” (1955-57) y capitán de Porra Universitaria de la propia escuela, además de ser uno de los creadores del cántico insignia de ésta (“Alfalfa, Vaca… Arriba la Facultad de Coapa”).

Aragón Mendoza fue compañero en la Facultad de Arquitectura de Jorge Mercado (+), estupendo halfback de los Pumas, y de José Luis “Calaca” González (+), Luis Regueiro y Guillermo Vázquez, entre otros “cracks” estelares del equipo universitario de futbol soccer.

Léa también

La ONEFA cancela sus torneos de 2020

Debido a la crisis sanitaria que todos enfrentamos; priorizando el bienestar general, la Organización Nacional …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *