Estrellas Del Béisbol

www.beisboldelosbarrios.com

MITOS Y REALIDADES

SÓLO PARA DODGERSISTAS II PARTE

Por Héctor Barrios Fernández

En el capítulo anterior nos quedamos en que:

…con ello el Comité concluyó que el juego de béisbol fue inventado en Cooperstown, New York, en 1839 por el Gral. Abner Doubleday.

El mismo Doubleday no fue objeto en la recolección de pruebas. Por lo menos, en sus memorias nunca mencionó haber inventado el béisbol…

Henry Chadwick, un periodista deportivo de New York, insistió en que el béisbol de “ahora” fue el resultado de una evolución natural del “rounders” y del “stool ball,” jugados mucho antes en Inglaterra y sus colonias.

Chadwick, quien parece haber sido de más amplio criterio que la mayoría de sus contemporáneos, llegó a ser conocido como “el padre del béisbol,” por las múltiples contribuciones que hizo al juego al final del siglo XIX (1800s).

Una de sus aportaciones fue la “hoja de anotaciones,” publicada en el “New York Clipper” el 16 de julio de 1853, después de un juego entre los Knickerbockers y el Gotham, clubes de béisbol de New York.

Los Knickerbockers ganaron ese juego 21-1 en seis innings.

Recordemos que según las reglas, el equipo que anotara primero 21 carreras, resultaba el ganador del encuentro.

Precisamente, Alexander Carthwright, otro de los pioneros del juego, fue quien formuló las primeras 20 reglas que rigieron el juego de su equipo, los Kickerbockers de la ciudad de New York, el primer club de béisbol reconocido en los Estados Unidos.

Entre las reglas más importantes adoptadas en 1845 fueron:

  • El campo de juego fue estandarizado en la bien conocida forma de diamante.
  • El número de jugadores fue limitado a 9 por equipo.
  • La distancia entre las bases fue instituida en 90 pies.

Un año más tarde, los Knickerbockers de Carthwright participaron en el primer juego registrado para la historia.

Para enfrentarse a los “Nines” de New York, los Knickerbockers viajaron la mañana del 19 de junio de 1846 a Hoboken, New Jersey.

Allí, en Elysian Field, los dos equipos se enfrentaron por el derecho de presumir su superioridad.

Tal y como quedó asentado en los archivos para la posteridad, los “New York Nines” se alzaron con la victoria al son de 23-1 en un juego limitado a cuatro innings.

De acuerdo con las reglas de ese día, el juego terminaría cuando un equipo anotara primero 21 “aces” o carreras.

Desde ese momento, el juego ha evolucionado hasta convertirse en lo que es al día de hoy, con millones de aficionados asistiendo a los estadios de juego y muchos más escuchándolo en el radio o viéndolo por televisión, computadoras, tablets, teléfonos inteligentes y hasta relojes de pulsera con tele, etc., etc.

Conforme los años han pasado, el béisbol ha continuado “refinándose y mejorando.”

Los Knickerbockers usaron los primeros uniformes para el juego en 1849.

Ocho años más tarde, la primera liga de béisbol aficionado fue formada, la Asociación Nacional de Jugadores de Béisbol (The National Association of Baseball Players).

La regla de 21 carreras desapareció y la duración normal de un juego se hizo estándar con los nueve innings conocidos.

Se instituyeron los tres strikes para un ponche pero las nueve bolas para una base por bolas continuó.

Los equipos de Brooklyn y New York ocuparon los primeros planos en el rápido desarrollo del deporte en sus primeros días, cada ciudad hospedando a cuatro muy buenos equipos.

Brooklyn fue representado por los Atlantics, Excelsiors, Putnams y Eckfords, pero fueron los Excelsiors quienes fueron los pioneros en esta nueva competencia deportiva.

Los fuertes bateadores de los Brooklyn Nine entusiasmaron a los aficionados con sus batazos de larga distancia y juegos de muchas carreras.

Sus hazañas fueron legendarias por todo lo largo de la Costa Este, desde Maine hasta Carolina del Norte y hacia el Oeste desde New York hasta Ohio.

Los Excelsiors fueron el primer equipo en realizar juegos de gira, durante el verano de 1860 recorrieron el estado de New York.

La gran máquina de hacer carreras de Brooklyn, logró atraer a grandes multitudes de aficionados desde Albany hasta Niagara Falls.

En Buffalo, los Excelsiors derrotaron a los poderosos Niagaras por anotación de 50-19, imponiendo record de más carreras anotadas en un juego por un equipo.

El record solamente duró unos días, hasta que ellos mismos lo aniquilaron al vencer a los Newburgh Nine por 59-14.

En otra gira, fueron hacia el sur hasta Maryland y Delaware. Entre sus víctimas incluyeron a Baltimore por 51-6 y a Filadelfia por 15-4.

Tal vez la primera Serie Mundial se puede remontar a un desafío lanzado por los equipos de New York a sus adversarios de Brooklyn en 1858.

Ambos lados formaron equipos con sus estrellas más destacadas y se pactó una serie a tres juegos a realizarse en un terreno neutral que fue el “Fashion Race Course” de Long Island…Continuará.

Espero sus amables comentarios en: info@beisboldelosbarrios.com

Léa también

Estrellas Del Béisbol

www.beisboldelosbarrios.com MITOS Y REALIDADES SÓLO PARA DODGERSISTAS V PARTE Por Héctor Barrios Fernández En el …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *