Al Bat

Bonifacio y Barret

* Falleció en Empalme la señora Virginia García, esposa de Ramón “Pissi” Martínez, otro de los grandes peloteros surgidos en la ciudad rielera. En paz descanse; mis condolencias.

* Más detalles sobre el sin hit ni carrera de Felipe Leal (1967), con San José, sucursal de los Angelinos en la California League.

Por Jesús Alberto Rubio

beisrubio@gmail.com

En relación al ampayer y reverendo, Ted Barret, el colega Jesús Varona nos comparte el siguiente comentario:

Sin duda alguna amigo, hay contemporáneos y extemporáneos que se las traen y las regresan  a la vez: los dones y los carismas.

Hay quienes los desarrollan a medida de sus deseos y brillan en varias Especialidades porque sus facultades se lo permiten y más que eso, su voluntad. Es como si se jugaran todas las bases. Los hay egregios y no tanto.

Mira, los Marlins, por ejemplo, tienen a uno que no es superestrella pero que útil es: Este formidable atleta responde al nombre de Emilio Bonifacio, quien o mismo se le puede ver en la 3ra, 2da, campo corto,  jardines y cuando mueve las piernas es capaz de alcanzar y robar cualquier base.

Martín Dihigo
Martín Dihigo

Se le podría dar el Premio de la Utilidad y eso sin llegar ni por asomo a ser un Martín Dihigo Llanos, quien jugaba todas las posiciones. Sin duda, hace su papel, ¿y quién me dice que es una cosa fácil?

En Grandes Ligas hay muchas verdaderas estrellas que lo han hecho y hacen. Lo mismo pasa en otros deportes. Y, por supuesto, el umpire Ted Barret, puede hacer todas esas  cosas  y la mejor es la de  mediar entre Dios y los jugadores. Y seguramente Juzgar con la Luz de la Providencia  alojada en sus circunvoluciones cerebrales, sin límites en  sus surcos.

Una verdadera hazaña humana. Nada que son campeones del multioficio deportivo. Solamente nos haríamos una preguntita: ¿qué habría pasado si estos hombres que se destacaron en varios deportes, se hubieran dedicado a uno solo?

La terca respuesta pudiera ser ¡que la fama la alcanzan por no haberlo hecho!; por multiplicar su personalidad en varias fases. Por lo demás, excelente trabajo, Jesús…”.

Carlos Castillo y la Convención

“Estoy de completo acuerdo con tu manera de pensar en la Convención Nacional de Beisbol en Veracruz, debía de postergarse en respeto a lo que ocurre con los damnificados.

La prensa local trae en su portada principal del día de hoy, una fotografía de los desesperados jarochos saqueando los comercios por hambre. En lugar de festejos de Bicentenario debieron emplearse esos recursos en ayuda.

Por otra parte, ¿qué sucedió con las placas de Héctor Espino? Pasé tu información a la prensa local y cero comentarios. Que lástima ¿no?

Ah: Ayer estuve en la celebración de 25 años del juego más largo de softbol en Yucatán: 22 innings. Llegué tarde a la ceremonia pero estreché las manos de compañeros del deporte a los cuales no veía en años. Igual se siguen cometiendo injusticias”.

El sin hit de Felipe Leal

Ángel Macías y Felipe Leal.
Ángel Macías y Felipe Leal.

Más datos de Felipe Leal, “Brazo Fuerte”: como un prometedor novato, en 1967 lanzó con San José Bees y El Paso Sun Kings, sucursales de los Angelinos de California y ese año logró 8-10, 5.54 y 79K. Incluso, bateó 303.

El desglose nos indica que con San José, Clase A, de la California League, tuvo 6-3, 3.10 y 51K, mientras que con El Paso, Doble A (Texas League), 2-7, 8.47 y 28K.

Pero en esa estadía, tuvo un momento memorable: Lanzó un sin hit ni carrera.

El colega Eduardo Almada, nos habla al respecto. (Cheque el dato, como se dice en el argot beisbolero): Cita que la joya ocurrió el 13 de Mayo, con San José, en gran victoria de 8-0 ante Albuquerque.

“Era el segundo doble cero en la historia de nativos mexicanos en Ligas Menores de EU luego de que Miguel Sotelo registró el suyo, con Cananea en la Arizona-México, el 1 de Septiembre de 1955 (6-0 vs Phoenix). Al margen, Manuel “El Ciclón” Echeverría lanzó sin hit, el 15 de Agosto 1949 contra Las Vegas. Ganó 7-1”.

Eduardo siguió de largo:

“Cuando “Brazo Fuerte” Leal estableció la marca de 195 ponches, con Hermosillo, en 1965-66, incluyó en esa temporada  un juego de 14 entradas con 19 Ks (15 de Diciembre vs Empalme).

Alfredo Ortiz había recetado 23, en 13 innings en Navojoa vs Guaymas, el 2 de Enero de 1965, lo cual sigue siendo la marca en extrainnings.

Bueno, pues Leal rompió el registro previo de Miguel Sotelo, quien se apuntó 156, en la 1962-63. Incluso, abanicó a 10 o más, 7 veces.

La campaña siguiente, José Leyva, de los Ostioneros, recetó 203 chocolates, el record vigente, y de paso 10 veces sumó la decena o más, entre ellos 19 vs Mazatlán (15.2 IPs), el 1 de Enero de 1967.

Dicho de otra forma, los 195, 19 y 7 veces 10 o más de Leal, siguen siendo récords de nuestro circuito dentro de la calidad de novatos, a reserva de correcciones”.

¡École, mi Eduardo!

Léa también

Lanzando Para Home

Por ALFONSO ARAUJO BOJÓRQUEZ Los “Dodgers” se fundaron en 1883 como Brooklyn “Athletics” y jugaron …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *