Al Bat

Stephen Strasburg.
Stephen Strasburg.

Stephen Strasburg

Por Jesús Alberto Rubio

beisrubio@gmail.com

Las cosas que suceden en el beisbol: Stephen Strasburg llegó como un nuevo “fenómeno” del pitcheo a Ligas Mayores, un velocista de mírame y no me toques… y a la vuelta de la esquina ¡a la cirugía “Tommy John”!

Impactó en debut y siguientes salidas, pero de repente… adiós encanto: una rotura en el ligamento del codo hoy lo tiene al borde de poner fin a lo que era una promisoria primera campaña con los “Nats” de Washington.

Y no se sabe si podría regresar la próxima temporada porque la  operación para reemplazarle el ligamento necesita entre 12 y 18 meses de rehabilitación.

Caray: A sus 22 años debutó en junio pasado y abanicó a 14 y luego alcanzó un registro de 5-3 con 2.91 de efectividad y 92 ponches en 68 innings.

Pero, desgraciadamente aparecieron las lesiones y pronto fue colocado en la lista de inhabilitados por una inflamación en el hombro derecho… y más tarde, bye bye. Lástima.

Miguel Jácome Oaxaca:

“Saludos, profesor Jesús Alberto: Con todo el revuelo y el duelo de la noticia de la lesión del novel pitcher Stephen Strasburg, me ha llegado cantidad de noticias al respecto y pues muchos de esos escritos concuerdan en que fue llevado con cuidado y se le dosificó  de manera eficaz ya que cada que daba muestras de fatiga era sacado de los partidos, en pocas palabras no se le trabajó de más.

La lesión estaba pues en su fatal destino, de toda esta crisis que ha causado al dejar de lanzar para someterse a la famosa y dolorosa operación “Tommy John” pues se une inmediatamente una cantidad de cuestionamientos que personalmente me hago.

La primera es ¿Quién dijo que tirar duro y a velocidades supersónicas garantiza el éxito en las Ligas Mayores? ¿Quién estableció que la tarifa mínima de millas por hora debe de ser 90?

Siento que como todo en la vida pasa el ser joven es doble filo: O eres una máquina infatigable o bien estás muy tierno para lanzar a ese nivel de Grandes Ligas…Es cuestión de enfoques.

Randy Johnson sus primeros pasos con Expos.
Randy Johnson sus primeros pasos con Expos.

Hoy en día es lo que más cuestiono y ataco del baseball moderno: esos códigos estúpidos de “Si no alcanzas 90 millas por hora en la recta no sirves”. Es cierto y no lo puedo ignorar que hay pitchers de fuerza y hay de control y engaño. Imaginarse a un Randy Johnson tirando despacio es imposible; su fuerza era la recta y pues eso le sirvió para ganar Cy Youngs, Serie Mundial y lograr Juego Perfecto.

Johnson al principio de su carrera fue un lanzador muy “wild” y descontrolado pero su brazo maduró y cambió su mecánica y aunado a su fuerza natural logró coordinar sus pitcheos y domar sus emociones para convertirse en un lanzador de época y muy importante dentro del mundo de la pelota.

Caso contrario fue Phil Niekro un pitcher amo del engaño y que logró a base de bolas lentas ser un eterno de la pelota y jugar muchas temporadas logrando éxitos y llegando al Salón de la Fama. Casos opuestos pero que ambos llegaron a un final similar: El Triunfo.

Phil Niekro veterano en plenitud.
Phil Niekro veterano en plenitud.

Cada quien sacará sus conclusiones. Yo pienso que hoy en día a los lanzadores se les trabaja demasiado en el enfoque de la velocidad, cosa que es buena pero necesaria para sobresalir, siento que un pitcher debe de ser más preparado en la cuestión de mentalidad y localización y no en velocidad y fuerza, esto en aras de evitar la tristemente célebre “Tommy John”.

El que tenga fuerza natural como Nolan Ryan o Randy Johnson, ¡adelante!, déjenlos tirar sus balazos. Pero los jóvenes tiernos no deben de ser adiestrados para ser un Ryan o un Johnson.

Deben de ser trabajados conforme a sus aptitudes y limitaciones y de ahí partir para hacerlos pitchers y no “tira piedras a lo bruto”.

“El lanzador debe de ser 10% fuerza física y 90% “mañoso”, esta máxima me la platicó un día el buen René Chávez.

Esperemos que este novel pitcher Stephen Strasburg regrese y que sea para bien del baseball.

Es sin duda, ya lo vimos, un pitcher de gran calidad”.

Angel Torres:

Pujols en el All Star.
Pujols en el All Star.

“Jesús: la lucha por la triple corona entre Votto y Pujols durará hasta el fin de la temporada.

El JMV debe ser, de los dos, el que juegue para el equipo campeón y no como se dice de Miguel Cabrera, de los Tigres, que su equipo casi no tiene probabilidades de ganar.

En una ocasión Alex Rodríguez fue el Más Valioso y su equipo Texas quedó en último lugar de su división.

Mira: Faltan alrededor de 35 días para que se acabe la temporada y casi siempre le dan el JMV al que batea mejor aunque su equipo no vaya a ningún lugar como ocurrió con A-Rod.

Igual sucede con los Guantes de Oro que se lo daban a Ryne Sandberg porque era tremendo fildeador y aún mejor bateador e ignoraban a José Lind, quien era mejor que él a la defensiva.

Pero así es el beisbol…. y seguirá siendo.

A lo mejor ganan los Rjos y se lo dan a Pujols si tiene mejores números ofensivos, sin tener en cuenta que para los Reds, Votto lo es todo y los Cardenales sin ganar además tenían a Hollyday que no es segundo de nadie con el bate en sus manos”.

Léa también

Lanzando Para Home

Por ALFONSO ARAUJO BOJÓRQUEZ Los “Dodgers” se fundaron en 1883 como Brooklyn “Athletics” y jugaron …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *