Al Bat

Roy Halladay.
Roy Halladay.

Halladay da vida a Filis

*Libro de los Águilas de Mexicali a Carlos Slim

*Ron Washington jugó y fue mánager del Águila de Veracruz

Por Jesús Alberto Rubio

Roy Halladay le dijo hoy a Lincecum “quítate tú para ponerme yo” y con su peculiar pitcheo le ha dado aliento de vida a sus Filis.

En el enorme triunfo, Jayson Werth dio la puntilla con tablazo de cuatro esquinas para remachar el retorno al dulce hogar cuáquero.

Y, ya vio: Ryan Madson y Brad Lidge… completaron la faena salvadora.

Con esta gran victoria de 4-2, los cuáqueros mantienen la esperanza de responder al pronóstico para ir por tercera vez al clásico otoñal en un horizonte nada fácil… aunque ahora, desde este sábado, estarán en casa ante el calor y ánimo de sus aficionados y eso cuenta a raudales.

En tanto, contando las horas  para el sexto partido, en Arlington, con unos Texas alzados y Yankees queriendo demostrar que… son Yankees.

Alfonso Araujo Bojórquez:

Para recordar la llegada de Héctor Espino al béisbol de invierno en 1960, se ha organizado un Primer Simposio, que se llevará a cabo el sábado próximo en el Centro de las Artes Unison a partir de las 9.45 de la mañana, que será inaugurado por el Lic. Omar Canizales y el Dr. Arturo León Lerma.

Habrá tres mesas redondas. La primera con los periodistas e historiadores de Hermosillo como Eduardo Gómez Torres, Luis Alfonso López Celis, Ángel Encinas Blanco, Jesús Alberto Rubio y Manuel Torres.

La segunda, donde estarán compañeros de equipo de Espino, como José Eradio Burruel, Marco Antonio Manzo, Jesús Bustamante, Blas Arredondo, Miguel “Pilo” Gaspar, Sergio Robles, Maximino León.

La tercera con jugadores contrarios y umpires, como Ronnie Camacho, Francisco “Paquín” Estrada, German Liogon, Jesús Robles y los umpires Victor y Humberto Saiz.

El Dr. Arturo Arellano hablará sobre Mitos, Leyendas y Verdades sobre Espino. En lo personal, hablaré sobre la llegada de Héctor Espino con los Yaquis en esa tercera temporada de la Liga Invernal de Sonora.

Vendrá la entrega de reconocimientos a patrocinadores y participantes. Una comida convivio, siendo anfitrión el Ing. Francisco Salazar Encinas y para cerrar, el juego entre Tomateros y Naranjeros a partir de las seis de la tarde en el estadio que lleva el nombre del chihuahuense”.

Carlos Rodríguez Candila:

“Rubio. Efectivamente los Gigantes de San Francisco, a uno  de volver a glorias de jugar la serie final, la mal llamada serie mundial, pero que así la conocimos por cuestiones quizá políticas del país que posee todo en el binomio positivo-negativo, pero que nos brinda un espectáculo de beisbol de lujo.

Te envío una estadística muy curiosa. En los Gigantes, hoy de San Francisco (tres jardineros) en los años 50 y 60 tuvieron A Willie Mays, Bobby Bonds (padre de Barry) y Willie McCovey, acumulando al final de sus carreras enormes cifras jonroniles:

Mays, 660; Bonds 332; y McCovey 388, lo que da un total entre los tres, sin tomar en cuenta a Orlando “Perruchín” Cepeda” porque pasó a otros equipos,  un total de 1,038 HR, toda una marca.

Al término de sus carreras, el hijo de Bobby, Barry ya sabemos todo lo que hizo en esa especialidad.

(Jesús, no se si estas cifras están consideradas en los récords para tres jugadores en el mismo periodo de actividad).

El Caso de padre-hijo, también es singular, me refiero a los Griffin con los Rojos de Cincinnati, donde el hijo Ken está colocado directo para el Salón de la Fama de la Fama. Ambos jugaron al mismo tiempo con el mismo equipo y es un caso admirable.

Paso a otro tema: Le voy a Gigantes en la serie final; no subestimo a los texanos que están echando lumbre y precisión,  sobre todo. Los Yankees son eso, pero lamentable es tener a un ritualista y lo que es peor metódico manager. Saludos”.

Cesáreo Suárez Naranjo:

Pero, ¡Ese sexto inning, con casa llena y Sabathia “clavando” sus lanzamientos! ¡Le salió barata la entrada, con solo una carrerita! ¡Y qué buen mascoteo de Posada! ¡Magnífico relevo de Kerry Wood! (parece que sus dolencias en el brazo son cosas del pasado; pero tendrá que resignarse a ya no ser, más, un abridor, y estar en el bull-pen).

Esperamos gritar, la noche del sábado, o en la “madrugada” del domingo: ¡si se pudo! (San George Steinbrenner, tú que estás “allá”: ¡has que se produzca el milagro!).

Tengo una sospecha: ¿será que Ron Washington se decida a trabajar – mañana – con Lee, con únicamente tres días de descanso? ¡Podría ser! Es “su hombre” de confianza. Y trataría darle “la puntilla” a nuestros Mulos.

(Recordemos que así, antes, trabajaban los grandes del montículo. ¡Y todavía relevaban, como Grover C. Alexander, y Allie Reynolds!) Nos “vemos” (escribimos) mañana. Saludos”.

Jesús Varona

Uno que llegó para quedarse en el SF es Cody Ross, cedido por los Marlins, en una de esas jugadas que sólo entiende Lucifer y se marcan en el Base Ball en el casillero de errores.

Cody, ha hecho las delicias de los fanáticos del SF. Ahora que le vino bien esa error de los Floridanos, pues está en play off y haciendo de las suyas, con poca propaganda.

Es un pelotero que hace falta en cualquier equipo, “joseador” y caballeroso en todo momento. Quería ser Payaso de Circo de Rodeo y ya ven convertido en un hombre clave en el deporte de las bolas y los strikes en esta postemporada cosa no frecuente zurdo que batea a la derecha.

Ah: Excelente los juicios emitidos sobre el Play Off, ahora Campeonato de Liga. Veremos como dijo el cieguito que nunca vio. Lo mejor siempre se presenta en el Base Ball en los finales de un juego o de un campeonato.

Cuidado con el Tren: No se pueden confundir probabilidades con realidades, aunque ésta se mide por las otras. Bien por Don Héctor Espino; en su memoria siempre presente”. Saludos <J>”.

Felipe Silva:

Vaya sorpresa Maestro.

La verdad nadie nos imaginábamos que podría pasarle esto a los Filis que lucen como una Máquina de jugar beisbol, pero con esto nos demuestran que son humanos.

Por otro lado aunque se ver difícil, pues Los Yankees se las tendrán que ver con Cliff Lee, aún tengo confianza que los Yankees remonten, en fin esperemos que el beisbol les vuela dar.

Jorge L. Ortega Couttolenc.

“Seguramente muchos aficionados lo recordarán: Ron Washington jugó con el Águila de Veracruz en la temporada de 1979, un equipo que tuvo tres managers en las personas de Ronnie Camacho, Miguel Sotelo y Rolando Camarero.

Así es, en esa campaña que por cierto era de retorno del equipo al ya desaparecido Parque Deportivo Veracruzano, llegó muy joven, como tercera base y de complexión delgada.

Washington participó en sólo 42 encuentros de una temporada donde se jugaron 138 juegos y que concluyó con los Ángeles de Puebla como campeones dirigidos por Jorge Fitch.

Pues bien, Ron Washington bateó apenas .261 de porcentaje, con tres dobles, tres triples y 14 carreras producidas.

En aquel entonces, nadie se imaginó que este moreno fuera a ser manager de Grandes Ligas y ahora con  posibilidades de llegar a la serie mundial.

Aquella temporada (por cierto mi debut en el periodismo y dentro del beisbol), se jugó con 20 equipos y con sólo tres jugadores extranjeros; se lanzaron cuatro juegos sin hit ni carrera y Fernando Valenzuela fue el novato del año al ganar 10 encuentros.

Recibe Slim libro de Águilas

Grata noticia: El presidente del Grupo CARSO, Carlos Slim Helú, recibió de manos del colega Alejandro Coronado García el libro sobre la historia de los Águilas de Mexicali; esto, en el marco de la conferencia que ofreció el famoso personaje dentro del evento Tijuana Innovadora.

El hombre más rico del mundo se dio tiempo para recibir de manos del periodista sonorense esta gran obra considerada por especialistas como uno de los mejores libros que se han escrito sobre la historia del beisbol mexicano.

Slim Helú felicitó al autor, además de sentirse agradecido por recibir esta obra que versa sobre el deporte preferido del acaudalado empresario.

Alejandro Coronado fue uno de los invitados especiales a la conferencia del señor Slim, ya que es miembro de Fundación Telmex que siempre lo ha apoyado en todos sus proyectos.

La gente que llenó el auditorio del Centro Cultural Tijuana reconoció el gesto de Carlos Slim y Alejandro Coronado con una fuerte ovación la tarde del martes 19 de octubre.

En todo momento, Slim Helú estuvo acompañado por José Galicot, quien fue su compañero de estudios durante la preparatoria, así también por Alejandro Bustamante, organizadores de Tijuana Innovadora.

Por su parte Alejandro “Pachi” Coronado estuvo acompañado por su esposa Lupita Hernández, la gran Juanita Pérez y altos directivos de Grupo Telmex.

Sin mayor contratiempo y muy tranquilo, fue como se le vio a Carlos Slim, quien su fortuna asciende, según la revista Forbes, en los 53 mil 500 millones de dólares.

Léa también

Lanzando Para Home

Por ALFONSO ARAUJO BOJÓRQUEZ Los “Dodgers” se fundaron en 1883 como Brooklyn “Athletics” y jugaron …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *