Al Bat

Frisco, a la vista

¿Así es esto?: Obvio, no se puede concebir que a estas alturas Cuba y Venezuela  estén eliminados del Clásico Mundial, mientras que Italia y Holanda han dado el do de pecho para ser las grandes sorpresas de la justa que continuará este martes en el Marlins Park de Miami.

Primero entrarán al terreno los borinqueños ante EU, y luego Italia frente a Dominicana.

Japón, el bicampeón, también este martes va contra los holandeses sólo para definir el primer lugar de su Grupo en Tokio; ambos equipos ya tienen asegurada su viaje a Frisco.

Mire:

Holanda le ganó con elevado de sacrificio en la novena (esta mañana, 7-6) a los isleños que cometieron errores claves y costosos en un choque donde además, una vez más, surgió la polémica sobre la forma en que Víctor Mesa dirige a sus jugadores.

http://www.cubasi.cu/cubasi-noticias-cuba-mundo-ultima-hora/item/15184-cuba-holanda

Esta es la primera ocasión que un equipo de Europa llega a esta instancia.

Sabemos cómo México “acarició” el pase, pero aquella fatídica novena entrada ante los italianos, fue definitiva.

Sólo el gran triunfo ante EU elevó al máximo la emoción y esperanza de avanzar, pero lo sucedido frente a Canadá, fue algo que no se esperaba luego de ver cómo se le ganó horas antes a los vecinos del norte.

No era el script esperado… ni anhelado.

Viene ahora lo mejor del clásico para de ahí saltar a la gran final en San Francisco a partir del próximo 17 del mes en curso.

Cesáreo Suárez Naranjo:

Bueno, eso digo yo: “no ha pasado nada” (conforme a tu correo, titulado “Lamentable”). Pero, tendríamos que aceptar “que sí pasó…Y mucho! Eso nos enseñará que – para seleccionar a los jugadores – el tal Coronel Pérez, vale puro “bolillo” (como decimos los jarochos, de los que presumen de sabedores, y no saben nada). Pero, sí hemos aprendido…a no ser demasiado jactanciosos, por haberles ganado a los EE.UU. Equipo, por cierto, al que más temíamos. Pues, se daba casi por “sentado”, que les podíamos ganar a Italia y a Canadá: ¿un fracaso? sí, pero ojalá que digamos, como Ghandi: “aprendo más de los fracasos”. ¡Ojalá”; saludos, mi hermano.

Antonio Elizarrarás Corona:

Jesús, ni lo de Italia ganándole a México, ni lo de Holanda a Cuba, me sorprende.  Hace un buen rato (tres años o más) me enteré que en Europa (varios países) el beisbol ya se juega y   a  muy buen nivel.

Italia, sobre todo, ha hecho avances importantísimos en su desempeño  sobre este deporte. Y lo de Holanda,  ¡bueno! allí queda como ejemplo de que en Europa ya se han abierto a otros deportes que no sean sólo el futbol.

Lo de Cuba tampoco me sorprende.   Lo  encuadraría en el terreno de la sobre valoración para su propio desempeño que por años, fue y ha sido superior.

Que ahora haya caído ante Holanda, para mi tiene dos vertientes.

1.- Cuba debe haberse sobre estimado ante un equipo (Holanda) que no “decía” mayores cosas que no fuera competir por competir y no para impactar.    Grave error desde luego porque, no hay enemigo pequeño.

2.- Al margen de los avances de Holanda, los altos mandos cubanos deben haber creído que la tenían “papita” ante unos holandeses que han tenido  alto rango en el futbol, y no abiertamente en el beisbol. Hoy, sabemos cómo viene mascando la iguana.  Y si los holandeses han sido capaces de ganarle terreno al mar….. ¿de qué no serán capaces en otros campos?

Lo de México  es algo similar.  Muchos errores de los directivos de nuestro beisbol, incluidas la soberbia y la arrogancia,  tanto de los amateurs como de los profesionales.

Y una Italia que ha tomado en serio el beisbol, para ser competitivo y no únicamente participativo. Y  ojo: también  sé  que Polonia y Hungría han tomado el beisbol en serio y serán competitivos de verdad en sólo unos años más, entre otros europeos.

Japón fue visto como un “intruso chistoso” hace algunos años en el beisbol de importancia.  Hoy el beisbol japonés tiene que ser visto como mucho respeto porque han trabajado intensamente para competir aun con ligas mayores.

Douglas Clark:

El héroe de Yaquis/México en la final de la Serie del Caribe en Hermosillo, Douglas Clark, ya reportó con los Tigres de QR.

Inolvidable, sin duda, su cuadrangular en la entrada 18 del juego, casi a las tres de la mañana, para quedarnos con el banderín caribeño frente a los dominicanos.

Clark, oriundo de Springfield, EU y quien vive en Ciudad Obregón, cumplirá su tercera temporada con los Tigres, con quienes en sus dos primeros dos años ha bateado para .321, con 219 imparables en 681 turnos legales, 55 dobles, un triple, 38 cuadrangulares, 126 carreras producidas y 38 bases robadas.

Magnífico.

Venta de libros

Gaby Esquivel, hija del inolvidable Oscar “Rápido” Esquivel ha puesto a la venta joyas literarias del beisbol profesional de México (libros) que forman parte de su colección/archivos de oro.

Me dice que los interesados en adquirir alguna obra se pueden comunicar a los teléfonos 56044430 (particular) o al celular 5539310399, así como a su correo  nubeviajera2@hotmail.com

Bien, Gaby.

Dr. Carlos Rodríguez Candila:

No pude ver el juego contra Canadá. Las señales o repeticiones televisivas (of course Televisa) sólo muestran un espectáculo poco frecuente que sucede en el beisbol, analizando los “cortos exhibidos” ya México con la derrota a cuestas el “Cochi” le acerca la  bola al pitcher y aparentemente le indica tirarle al cuerpo del canadiense bateador en turno, cosa que hizo y golpeó en zona blanda (hombro izquierdo), no buscó la cara o cabeza como Drysdale en su tiempo hacía con o sin indicaciones.

Sabemos todos que en el terreno de juego como estrategia, sobre todo el cátcher, utiliza para distraer al bateador el método de si la hermana, la novia u otras frases que íntimamente puedan sacarlo de quicio. Son parte de estrategia y de tal forma la distracción surte efectos según niveles y ajustes de adrenalina-serotonina-dopamina ENDOGENA y-que no-inducida por consumo de substancias que las estimulen.

Lo grave que puede notarse es que tanto manager (Rentería) y sus coaches o couchs no estuvieron atentos  a lo que su pitcher pretende o hace y peor si  es  un compañero de equipo quien incita a realizarlo e interrumpir, ir y juntar, a  eso que llamamos Equipo, reconvenirlos  y evitar el lamentable resultado que nos exhibe mundialmente como malos y además en la derrota inminente.

No tiene justificación y va en contra de lo que siempre he distinguido poco frecuente en un deporte colectivo y mucho menos científico como es el beisbol.

Afortunadamente los aficionados, salvo escasas  excepciones,  las tragedias llegan a gradas del estadio y aun salva este deporte de lo que en  otros deportes si sucede.

Analicen este proceder con autoridades superiores del deporte que no políticamente y menos deportivamente subestimen y además permitan que en otras áreas deportivas se facilite y permita, así empieza y se logran grandes  culturas.

Tomemos para el caso a Italia u Holanda exitosas; Cuba aceptando su fracaso, no llegó al extremo de este análisis aun cuando en correos previos mencionaba las posibilidades nada frágiles de los dos primeros. Un abrazo como siempre.

Léa también

Lanzando Para Home

Por ALFONSO ARAUJO BOJÓRQUEZ El puerto de Guaymas, ha sido escenario de grandes juegos en …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *