Al Bat

Manager, función vulnerable

Caray, qué función tan vulnerable es la de mánager, especialmente en el beisbol profesional de México.

Sucede con gran naturalidad-cotidianeidad en el Pacífico, y también ahora en la Liga Mexicana.

Al fin y al cabo sus directivos son “como hermanos”, ya sabe usted.

Aquí, por el pretexto de rol muy corto, es común esa política; en el verano, con todo y temporada más extensa, la misma práctica ya se puso de moda.

¡No los dejan llegar ¡ni al Juego de Estrellas…! (Aquí en la LMP esto no sucede porque desde hace muchos años estos juegos estelares, que hacen la delicia de la afición, desaparecieron “porque no hay tiempo para realizarlos”… (ic).

Ver para creer.

¿Importa la delicia del público/afición/prensa/jugadores y la tradición…?

Bueno, siguiendo con el tema, ahora llegó la noticia, sorpresiva, de que los Leones de Yucatán despidieron a Daniel Fernández, con todo y estar en la cuarta posición de la zona sur de la actual temporada en la LMB. Les separa cinco juegos del líder Ciudad del Carmen.

De acuerdo al reporte oficial del club, la razón se llama “el mal paso del equipo en los últimos juegos” y, en esta decisión también se le dio las gracias al coach de bateo, Juan Carlos Canizales.

Marco Antonio “El Buzo” Guzmán, tomó su lugar y ya se imaginará lo contenta que debe estar la gran colega campechana, su hija Shanelly Guzmán.

Previo, también se despidió a Pedro Meré (Águila); Dan Firova (Olmecas); Homar Rojas (Campeche); y Jesús Sommers, aunque parece que retornó al equipo. Primero se dijo que salió del team por su bajo rendimiento; ahora se indica que “estaba en rehabilitación” tras enfrentar problemas de salud.

Lino Rivera entró por Meré; Kiko Castro por Homar; y todavía Raúl Cano, gerente del equipo de Tabasco está al frente del equipo, aunque adelantan que en cualquier instante podría llegar el titular de ese puesto.

Ser mánager en el beisbol…. ¡paso!

“El Comanche”

El pasado miércoles se recordó el deceso, en 1992, del gran Celerino Sánchez, uno tercera base de alcurnia que en su tiempo trazó horizontes encomiables.

Un pelotero extraordinario.

Fue tan grande en el diamante que si usted pregunta a los buenos aficionados sobre su perfil y trayectoria, de inmediato saltará una respuesta contundente alabándole y recordándole de manera muy grata.

Usted estará de acuerdo conmigo en que fue un gran privilegio verlo jugar tanto en invierno como en verano, convertido en el mejor tercera base mexicano de fines de los 60 y toda la década siguiente, especialmente por su potente brazo, defensa y gran bateo.

Además de llegar a los NYY, participó en cuatro Series del Caribe y tres veces integró al Equipo Ideal; dos con Naranjeros (1971 y 1976), así como refuerzo de Algodoneros (1972) y Venados (1974); promedió .306 en 24 juegos, con 5HR, 5 H2, 1H3 y 21CP.

El veracruzano fue un toletero y defensor de la esquina caliente de muy alta ley y por ello es un inmortal del Salón de la Fama del Beisbol Profesional de México.

Su historia, quien portó con gran orgullo el No. 14 en México, EU y el Caribe, obvio que usted la conoce en detalle.

Juan Francisco González Íñigo:

Juan Francisco González Íñigo nos transmite altos kilates de beisbol:

https://www.facebook.com/jesusalberto.rubiosalazar?ref=tn_tnmn

Léa también

Lanzando Para Home

Por ALFONSO ARAUJO BOJÓRQUEZ El puerto de Guaymas, ha sido escenario de grandes juegos en …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *