Palestra…

Javier Aguirre y sus polémicos cambios...
Javier Aguirre y sus polémicos cambios...

* Uruguay ganó la gambeta

* Los cambios polémicos del Vasco

* Las fallas de Guille Franco

Por Armando Calderón

El rival en turno es Argentina, se sabía, se confirmó, y ninguno quería enfrentarlo. No todavía. El equipo de Maradona, a punto de quedar eliminado en las batallas sudamericanas previas a la Copa del Mundo, ha sacado la casta y, convertido en uno de los grandes animadores de la justa africana, está comiéndose a puños los partidos.

El Tri, que no puede superar del todo a sus propios fantasmas, perdió la gambeta con Uruguay. La “garra charrúa” hizo el 1-0 y con ese marcador pavimentó su camino para enfrentar a Corea del Sur, y no a la Argentina de Messi.

Con Franco convertido en toda lucha y poca efectividad; con Blanco en plan de luciérnaga amenazada que pierde su luz, sólo quedaba el recurso de un Giovanni inconsistente, pero al que no se le puede cargar todo el peso del equipo, sobre todo si sacan de la alineación, como sucedió, a Andrés Guardado, en una decisión polémica del “Vasco” Aguirre.

Ambos contendientes, apenas sonó el silbato, se dieron gusto pegándole al Jabulani que, al menos en esta ocasión, no anduvo de divo y se paseó con toda su redondez en uno y otro campo. El inicio fue bastante prometedor. Un trallazo de Guardado que hizo temblar el marco de Muslera y arrancó el alarido de los presentes en el estadio Real Bafokeng, fue una promesa del Tri que nunca se cumplió. Los uruguayos, con el sistema Tabarez, ha podido asentarse por completo en el terreno de juego y, particularmente, en defensa son casi impenetrables.

De ahí la amargura que causa entre sus malquerientes el poco tino de Franco. En sí mismas fueron pocas las ocasiones de gol que tuvo, algunas de ellas incómodas, con el rival encima, como para fallarlas. Al “Guille” le ha costado tanto trabajo este partido que no puede empeorar con los chés. La zaga uruguaya, apretó la marca a Franco, al “Cuauh” y con eso tuvo para emparejar las cosas.

El Guille simplemente no puede anotar. Fotos: femexfut.org.mx
El Guille simplemente no puede anotar. Fotos: femexfut.org.mx

Arriba, el madridista Forlán, antiguo alumno de Aguirre con los Colchoneros, subía y bajaba, peleaba con Torrado, disputaba balones y, definitivamente, también mantuvo ocupado a Rafa Márquez. Aguirre no contaba con el barcelonista más allá de la franja de seguridad, pues a Forlán había que aplacarlo a como diera lugar. Al menos eso logró, sólo que la pólvora de Luis Suárez no anduvo tan mojada como la de Franco y por su conducto los uruguayos remataron a gol a poquito de terminar el primer tiempo. ¡Zas! Quedaba sellado el partido. Cuando Paco Rodríguez tuvo en su testa la oportunidad del empate, esto se confirmó. Es que en verdad, durante el trajín del encuentro, fueron remilgosas las oportunidades de gol.

Y sin embargo el aficionado al futbol disfrutó de este partido. Lejos de la especulación que se imponía entre ambas escuadras -a juzgar por la ventaja que sacaban a Francia y Sudáfrica en la disputa por los dos boletos del Grupo “A” a los octavos de final-, ofrecieron un futbol táctico, cerrado y prolífico en faltas que, sin embargo, no le complicaron la existencia al árbitro húngaro Viktor Kassai.

En fin, si se ha de aspirar a ser campeón, Argentina o cualquiera otro rival daba lo mismo. Además queda pendiente una revancha.

Léa también

¡¡Que siga la fiesta!!

* Los integrantes de la selección de España, campeona del mundo, festejaron en grande. La …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *