Real Madrid-Atlético, gran final de Supercopa

Correa y Koke celebran uno de los goles del Atlético. Foto: UEFA ©Getty Images

Tras el pase del Real Madrid, los rojiblancos remontaron en un vibrante duelo ante el Barcelona y triunfaron 3-2 y jugarán la gran final de la Supercopa de España.

Habrá derbi madrileño. Atlético y Real Madrid disputarán este domingo la gran final de la Supercopa de España. Los rojiblancos remontaron ante el Barcelona y vencieron por 2-3 este jueves. El torneo se disputa en Yeda (Arabia Saudí).

El Real Madrid se impuso 1-3 en su semifinal ante el Valencia el miércoles. Los cuatro equipos participantes jugarán los octavos de final de la Champions League.

FINAL: Real Madrid – Atlético (Domingo, 19:00 HEC)

Luka Modrić marcó un golazo ante el Valencia con el Real Madrid. Foto: UEFA/©Getty Images

JUEVES: Barcelona – Atlético 2-3

Habrá derbi madrileño este domingo en la gran final de la Supercopa de España después de que el Atlético derrotara este jueves al Barcelona por 2-3 en un duelo precioso para el aficionado y lleno de alternativas.

La primera parte tuvo un nombre propio, el de Jan Oblak. Con un Atlético echado atrás con el paso de los minutos, la figura del portero se fue agigantando para detener cada intento azulgrana, saliera de las botas de Messi, Arturo Vidal, Suárez o Griezmann.

El duelo viró con brusquedad con el inicio del segundo acto. El Barça sacó de centro con la cabeza todavía en los vestuarios. Los rojiblancos olieron la sangre y presionaron y robaron hasta que Koke fusiló el 0-1. Con el gol, los azulgranas retomaron el mando del partido y dieron la vuelta al marcador con las dianas de un omnipresente Messi y del exrojiblanco Antoine Griezmann. El duelo parecía decidido… Y estaba lejos de estarlo. El Barça colapsó y la entrada de Vitolo reactivó a los rojiblancos, que remontaron con los goles de Morata de penalti y de Correa.

MIÉRCOLES: Valencia – Real Madrid 1-3

La primera semifinal estuvo marcada en su primera parte por el golazo de Toni Kroos que puso al Madrid por delante en el marcador. El alemán se disponía a sacar un córner cumplido el primer cuarto de hora cuando vio a Jaume Doménech descolocado y no dudo en intentar y conseguir un espectacular gol olímpico.

Más allá del gol blanco, el equipo de Zidane tuvo más peso en el partido y transmitió más peligro que el Valencia, que tuvo a Gameiro demasiado aislado arriba. Y ese dominio se transformó en el 0-2, que marcó Isco antes del descanso.

En la segunda parte el Valencia bajó los brazos del todo y el Madrid lo aprovechó para gustarse. Se sucedieron las ocasiones blancas y Luka Modrić dejó un detalle de su talento con un golpeo con el exterior que significó el 0-3 y acabó con cualquier esperanza ché, que sólo maquilló el resultado en el tiempo de descuento con un penalti transformado por Parejo.

 

Léa también

Victoria del Madrid 2-1 y es líder provisional

Los blancos se impusieron al Sevilla con dos goles del brasileño Casemiro en el primer …