El Bayern Munich finiquita pase a semis

Mario Mandžukić fue uno de los verdugos de la Juventus al abrir el marcador en Turín. Foto: uefa.com
Mario Mandžukić fue uno de los verdugos de la Juventus al abrir el marcador en Turín. Foto: uefa.com

El Bayern Munich eliminó en cuartos de final de la UEFA Champions League a la Juventus de Turín, ganándole 2-0 en Italia, el mismo resultado que en el partido de ida, y se clasificó para las semifinales. El equipo bávaro demostró solidez y Mandžukić y Pizarro fueron los goleadores.

Por Gonzalo Aguado/UEFA

Turín, Italia.- Los goles de Mario Mandžukić y Claudio Pizarro dieron al Bayern München la victoria por 0-2 ante la Juventus en el partido de vuelta de los cuartos de final de la UEFA Champions League, metiendo al equipo bávaro en semifinales de la competición.

Después del 2-0 de la ida, el Bayern venía de conquistar su 23º título de la Bundesliga después de ganar 0-1 al Eintracht Frankfurt el pasado fin de semana gracias a un gol de Bastian Schweinsteiger. Aun con todo, no hubo celebraciones en la capital bávara, conscientes de la importancia del partido de vuelta en el Juventus Stadium. Y es que a pesar del favorable resultado de la ida, Jupp Heynckes no permitió a los suyos un ápice de relajación, sabedor de la dureza de la competición.

El primer intento, como marca el librillo de cualquier remontada local que se precie, corrió a cargo de la Juventus. Mirko Vučinić lo intentó en el 2’ con un disparo desde la frontal que detuvo sin problemas Manuel Neuer. Pero el Bayern no quiso agazaparse atrás, y en el 9’ se estiró para inquietar la meta de Gianluigi Buffon. Arjen Robben conectó con Frank Ribéry en banda derecha, y el pase del galo lo tuvo que despejar a córner Simone Padoin ante la amenaza rematadora del croata Mario Mandžukić.

En el 23’ fue el centrocampista Andrea Pirlo el que probó al meta germano. El ‘metrónomo’ del equipo piamontés dispuso de una falta en la frontal que lanzó al poste defendido por Neuer, que despejó a córner el esférico. Tras el cambio del lesionado Daniel van Buyten por  Jérôme Boateng en los visitantes, la ‘Vecchia Signora’ fue, poco a poco, poniendo plomo al partido, pero el Bayern replicaba a balón parado. A la salida de un córner en el 38’, David Alaba enganchó un zurdazo que tuvo que repeler Buffon a córner para alivio local. Y en la siguiente jugada, fue la Juve la que rondó la meta bávara. Con el 0-0 se llegó al descanso, para regocijo visitante y frustración local.

A la Juve no le quedaba otra que salir a por todas tras la reanudación, y en el 48’ Quagliarella vio cómo su disparo desde la frontal rozaba el palo de Neuer. La consecuencia fue dejar espacios para la letal contra bávara. Así, en el 57’ Robben estrelló el esférico en el palo derecho de Neuer tras una fugaz jugada visitante. Eran los riesgos que tenían que asumir el equipo de Antonio Conte.

Sin embargo, fue en una jugada a balón parado cuando se adelantó el Bayern. Schweinsteiger botó en el 64’una falta lateral desde la banda derecha, y tras un remate de cabeza de Javi Martínez que repelió Buffon, Mandžukić mandó con la cabeza la pelota al fondo de la red.  El tanto ponía muy cuesta arriba la eliminatoria para la Juve, que, fiel a su historia, lo siguió intentando hasta el final.

Pero entonces llegó el ejercicio de madurez del Bayern, que no pasó muchos apuros de ahí al final del partido, demostrando haber aprendido del choque de vuelta de octavos de final ante el Arsenal FC. De hecho, en el tiempo añadido, Pizarro sentenció la eliminatoria y el choque tras una asistencia de Schweinsteiger. Por lo tanto, el equipo alemán estará, por tercer año consecutivo, en el sorteo de semifinales de este viernes, junto a Real Madrid CF, Borussia Dortmund y FC Barcelona.

 

Léa también

Bayern ya está en la Final: 3-0 al Lyon

Dos goles de Gnabry y uno de Robert Lewandowski clasifican al equipo alemán (3-0) que …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *