Diablos contra Santos, por la gloria

Arce y Sinha, los motores de Santos y Toluca.
Arce y Sinha, los motores de Santos y Toluca.

* Quedó definida la Gran Final del Torneo Bicentenario del futbol mexicano: Santos humilló al Morelia 7-1 (10-6 global) y Toluca eliminó al Pachuca 1-0 (3-2 global)

Al empezar las Semifinales de Vuelta, con soberbia actuación de los Guerreros de Santos Laguna en el Estadio Corona, sus fans vieron como su equipo masacró 7-1 a uno a los Monarcas Morelia, para un global de 10-6 favorable a los de La Comarca.

Momentos después el Toluca se convirtió en el segundo Finalista, al imponerse en el Estadio Nemesio Diez por 1-0 al Pachuca. El marcador global concluyó 3-2 a favor de los Diablos.

Santos primer finalista

Pero vayamos por partes, a primera hora, el primer finalista del campeonato accedió al partido más esperado de la mano de Oribe Peralta que concretó tres de las siete dianas santistas; Fernando Arce, Darwin Quintero, Iván Estrada y Vicente Matías Vuoso anotaron los demás; por Morelia descontó Luis Gabriel Rey desde los 11 pasos.

Partido

No había tocado la pelota la escuadra de Monarcas Morelia y los Guerreros de Santos hicieron estallar el Estadio Corona al minuto de juego con tiro libre de Fernando Arce. El jugador albiverde aprovechó su buen toque y techó a Moisés Muñoz para decretar el uno a cero a favor de los locales.

Sin embargo no todo quedó ahí, al minuto cuatro Jonathan Lacerda derribó en el área a Hugo Droguett y Armando Archundia pitó la pena máxima para los Monarcas. Luis Gabriel Rey cobró un minuto después y el empate a un tanto engalanó la pizarra del inmueble coahuilense.

El buen futbol siguió imperando en el césped del Nuevo Territorio Morelos. Al minuto 12 la pincelada de genialidad la dieron dos elementos santistas: Oribe Peralta filtró servicio exacto a la velocidad de Darwin Quintero y el colombiano definió correcto para poner el marcador dos a uno para los Guerreros.

Tres minutos después Santos pegó de nuevo. Fernando Arce escapó a la zaga michoacana y sacó pelotazo cruzado que reventó el madero, el rebote cayó a Oribe Peralta que sin portero mandó guardar la de gajos para el tercer gol del equipo de Rubén Omar Romano.

La respuesta de Monarcas no se hizo esperar. Un centro peligroso, al corazón del área, fue cobrado por Aldo Leao al 19’, pero la experiencia y talento del guardameta local, Oswaldo Sánchez, permitió que con los puños desviara la redonda.

La peligrosidad de los locales complicaba el accionar de la defensa moreliana. Darwin Quintero y Oribe Peralta repitieron la jugada a velocidad al 32’, aunque El Cepillo no definió correcto y el cancerbero visitante se quedó con el balón.

Al 39’ Quintero perdonó el cuarto gol de Santos, el jugador cafetalero no concretó un buen  servicio y voló el balón. Del otro lado Droguett también la tuvo para descontar pero se encontró con la figura de Oswaldo que le cerró el arco.

El segundo tiempo no pudo empezar peor para los Monarcas. Al 49 Iván Estrada derrotó a Muñoz con cañonazo y anotó el cuarto gol de Santos, el quinto cayó un minuto después y fue obra de Oribe Peralta con jugada rápida y el marcador era un abrumador cinco tantos a uno para los Guerreros de Santos Laguna.

La defensa de Morelia hizo agua y los jugadores locales entraron con facilidad. José María Cárdenas lo intentó al 59 aunque no pudo horadar la puerta de Muñoz con el sexto de Santos.

Con la goleada a favor de los pupilos de Rubén Omar Romano el ambiente se relajó y todo era felicidad para Torreón, Coahuila. Morelia quería caer con la cara en alto.

Todavía al 80’ Gabriel Pereyra se comió un gol cantado para su equipo, el argentino testareó una pelota en el área chica y mandó la redonda encima del larguero. El que no falló fue El Cepillo que con calidad se quitó zagueros al 81`y marcó el sexto de Santos.

La pesadilla no acabó para Morelia pues al minuto 83 Peralta fue derribado en el área visitante y el penal fue marcado. Matías Vuoso reventó el balón desde los once pasos y la goleada se grabó en la historia de las Liguillas.

TOLUCA EL OTRO FINALISTA

Minutos después, el Toluca se convirtió en el segundo Finalista del Torneo Bicentenario 2010. Se impuso en el Estadio Nemesio Diez por la mínima diferencia al Pachuca. El marcador global concluyó 3-2 a favor de los Diablos.

El gol fue obra de Antonio Ríos al minuto 41, con un disparo de aire.

La Gran Final está lista, la disputarán Toluca y Santos cerrando la próxima semana el partido de Vuelta en la cancha de los Rojos.

El Partido

Una vez más, ambiente de Liguilla en el Nemesio Diez y arbitraje de lujo con el “Chiquidrácula” Marco Antonio Rodríguez como juez principal. Lleno espectacular en el estadio y Fiesta Grande en la capital mexiquense.

El primer intento fue Diablo. En el primer minuto, un pase de Sinha buscó dejar solo a Héctor Mancilla que corrió contra el arquero Cota, pero el joven terminó ganando. Los Tuzos responderían pronto cuando Juan Carlos Rojas se agregaría hasta el área rival y dispararía desviado. Avisos de ambos.

Antonio Naelson movió a los Diablos. Foto: femexfut.org.mx
Antonio Naelson movió a los Diablos. Foto: femexfut.org.mx

En el minuto 9, Sinha, el 10 Rojo, penetraría la zona hidalguense y tras despojarse de dos rivales en el área, enviaría una diagonal a la que nadie llegaría para empujar; de la misma manera, un minuto después Héctor Mancilla realizaría la misma jugada pero por la otra banda, el resultado sería el mismo. Nadie convertía.

Tensión digan de finales. Pachuca necesitaba ganar; Toluca no dejó de lado la posesión y generó a la ofensiva, no se guardó nada.

Auténticos demonios son los extremos del Toluca, Calderón y Esquivel levantan a la tribuna con cada uno de los balones largos que reciben y con la velocidad que imprimen al momento de correr por la banda. Son salida constante, un peligro para cualquier zaga.

Pero en Pachuca también el Pájaro vuela, Édgar Benítez fue explosivo por los costados, se movió por ambas bandas y ganó los uno a uno, le faltó al inicio un complemento para transformar el marcador.

Sinha, siempre Sinha. El comandante de los mexiquenses derrochó técnica siempre que tocó el esférico. En el minuto 20, entró al área con posibilidad, hizo un par de amagues, tuvo a todos a sus pies y terminaron por taparle el impacto. Su desequilibrio enloqueció a la afición.

El Tuzo nunca se intimidó de la casa del Diablo. Trató retener con Manso, desbordó con Benítez y Álvarez; los locales reventaron todo, pusieron una muralla y lucían imbatibles.

Casi. En el minuto 31, Héctor Mancilla quedó solo y con la pelota botando en el área de los Tuzos, pero al intentar definir, bombeó y el esférico se estrelló en el poste. Toluca se quedó cerca, a nada de la ventaja en casa.

No dejaron de inquietar. Los dirigidos por Guillermo Rivarola, al minuto 35, cobraron un Tiro Libre por conducto de Gerardo Rodríguez que a media altura pasó por un lado de la meta de Alfredo Talavera.

Otra vez cerca. Damián Álvarez, el desequilibrante extremo de los de Rivarola comenzó a desbordar entre rivales al más puro estilo argentino y se filtró hasta disparar pero su impacto pasó angustiosamente a un lado del poste derecho de Talavera.

Sería después de los 40 minutos cuando ardió el infierno y Toluca aventajó. El joven contención Antonio Ríos, que corre, muerde y suda durante todo el encuentro en la media cancha, encontraría una bola desde fuera del área y prendería de aire para vencer a Cota con espectacular disparo. Ganaba el Diablo por la mínima, 1-0.

Rivarola envió un mensaje claro en el complemento, había que ir en busca de los dos goles que faltaban, ingresó a Mendívil y Cacho; el primero estuvo cerca de marcar después de un centro pasado que no pudo conectar pero que de haberlo hecho hubiera mandado a guardar.

Pachuca tenía un elemento más en el terreno de juego luego de que Osvaldo González se fuera expulsado por parte de los del Chepo de la Torre en el fin de la primera parte.

Y apareció Cota. El portero del Pachuca brilló en el minuto 55, cuando sacó un par de pelotas muy buenas que parecían incrustarse en el marco, primero a Mancilla, a quien achicó y tapó su disparo; después a Sinha que tiró de lejos.

Dinámica de final. El partido cayó en esa tónica típica de las Liguillas con el equipo que necesita buscando y buscando, Pachuca estuvo cerca al minuto 65, cuando Juan Carlos Cacho se alzó y metió un frentazo que no fue letal. Se escurrió por un costado.

No cayó para los Tuzos. Trataron y eso fue claro, los hidalguenses insistieron, llegaron por todos los costados pero los centros delanteros no concretaron, Mendívil y Cacho conectaron de cabeza y con ambas piernas pero nada funcionaba. El Diablo, una final más. Eso parecía.

El Pachuca no se rindió pero la noche del sábado no pareció estar hecha para ellos. Toluca lo sacó todo.

Al final, Cota salvaría el segundo de la noche para los Diablos al enviar por encima un tiro bombeado que le había enviado Raúl Nava.

Toluca cantó… “Otra copa… queremos otra copa”. Los Diablos consumaron el triunfo, tuvieron fiesta, están en una final más y su rival es Santos. Habrá campeón, Guerrero o Escarlata. (Con información de la FMF)

Santos aplicó una goleada al Morelia del tamaño del ego de Boy. Foto: femexfut.org.mx
Santos aplicó una goleada al Morelia del tamaño del ego de Boy. Foto: femexfut.org.mx

Léa también

Adidas Campeón en futbol 7 CTC

TIZAYUCA.Hidalgo.-El mes pasado se llevó a cabo  la final de la Liga de Futbol 7 …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *