Mi Personaje Inolvidable:

Martín Dihigo. Foto: Excelencia Deportiva

MARTÍN DIHIGO “EL INMORTAL”

Por JORGE BERMEJO

Una Combinación de maestro e inmortal, eso era Martín Dihigo, considerado por todos, como el jugador más completo que ha producido el beisbol de América Latina. Calidad y efectividad. Nació para ser un campeón y el beisbol profesional que lo vio actuar está repleto de sus proezas.

Yo lo vi jugar en pocas ocasiones, pero supe de él, desde muy joven por sus hazañas en las Ligas Negras de Estados Unidos y en Cuba, ya que yo leía La Afición de cabo a rabo desde que tenía 9 años. Martín se hizo notar en el mundo beisbolero cuando tenía 14 años y a pesar de que su padre no quería que fuera pelotero, él siguió su destino y nos hizo un gran favor, favor a todos los aficionados que lo vimos actuar.

Cuando llegó por vez primera a México, contratado por el Águila de Veracruz en 1937, el muelle en que ancló el vapor que lo trajo de Cuba, en el puerto jarocho, estaba lleno de aficionados que lo habían ido a recibir, eran cientos.  Todos sabían de él, por sus actuaciones en la Liga Cubana donde logró campeonatos como mánager-jugador con los Leopardos de Santa Clara, en la campaña 1935-36 y con Marianao en 1936-37.

Fue una desgracia que la barrera del color no se haya roto en los tiempos de Martín, sin duda hubiera sido super estrella en las Ligas Mayores.

Martín se enamoró de México tan pronto llegó en 1937. Aquí vivía como rey, era admitido y bien recibido en todas partes, lo que no sucedía en Estados Unidos, donde el racismo era tremendo.

Su estancia en el Puerto fue de 1937 al 39. Los récords que dejó fueron maravillosos.

En dos diferentes temporadas ganó la triple corona de pitcheo, con el Águila en 38, cuando además ganó el campeonato de bateo con un fabuloso .387 y con Unión Laguna en 1942, equipó en el que, además era el mánager. No se puede ni pensar que alguien pueda romper esos récords.

Martín fue el primero en la Liga Mexicana en lanzar un juego sin hit ni carrera y el primero que impuso la marca de 18 ponches en un juego.

Impuso además la marca de más ponches en dos juegos consecutivos, ya que el 29 de julio de 1939 poncho a 16 del equipo Monterrey y en su siguiente salida el 5 de agosto de 39, hizo abanicar el tercer strike a 18 bateadores de los Alijadores de Tampico para totalizar 34 en dos juegos seguidos.

Hay dos jugadores que están en el Salón de la Fama de las Mayores, sin nunca haber jugado en el máximo beisbol de los Estados Unidos, Martín y Buck Leonard otro gran bateador y primera base de color. Leonard al hablar de Dihigo comentó:” Dihigo ES EL JUGADOR MAS COMPLETO QUE HE VISTO EN MI VIDA, EL MEJOR PARA TODAS LAS POSICIONES. Podía correr, batear, tirar, pensar, pitchear y manejar también”

Hubo opiniones muy valiosas de grandes figuras, como Fermín Guerra, famoso cátcher cubano: “Si Martín Dihigo jugara en la actualidad no habría dinero suficiente para pagarle lo que él valía, ya que sería merecedor de todos los millones del mundo. Tuve oportunidad de catchearle y tiraba más fuerte que los lanzadores a los que trabajé en las Ligas Mayores por diez años. Una vez ganamos el campeonato con Marianao en los años 30 con él lanzando el doble juego del sábado, ganando los dos, y luego, el lunes volvió a lanzar y a ganar, el juego del campeonato. Fueron grandes duelos con otro formidable lanzador estadounidense Jabao Brown.

Buck Canel, famoso cronista cubano que transmitía los juegos de las Mayores en español, dijo alguna vez; “Roberto Clemente fue formidable, el mejor jugador nacido en Puerto Rico hasta la fecha, pero si me preguntan de un pelotero latino sobre todos los demás, ese fue Martín Dihigo. Todo lo podía hacer muy bien”

Son tantas las hazañas de Dihigo que se puede escribir todo un libro con ellas. Hoy sólo me he concretado a recordar algunas de ellas, para que los aficionados actuales del beisbol conozcan al más grande pelotero que ha actuado en la Liga Mexicana, MI PERSONAJE INOLVIDABLE MARTÍN DIHIGO, EL INMORTAL.

 

Léa también

Lanzando Para Home

Por ALFONSO ARAUJO BOJÓRQUEZ El puerto de Guaymas, ha sido escenario de grandes juegos en …